Potenciando la industria camaronícola en México: el momento es ahora.

Potenciando la industria camaronícola en México. Serie 1:3

For English version click here

Estados Unidos es el principal mercado de camarón del mundo. Según la Oficina del Censo de EE. UU., en 2020, las importaciones de camarón totalizaron 747,775 toneladas valuadas en 6,5 mil millones de dólares (USD). La tendencia de la demanda observada en 2020 persistió durante el primer trimestre de 2021 y las importaciones aumentaron durante enero-febrero de este año. Ecuador, India, Indonesia, Vietnam y Tailandia son los principales socios comerciales de Estados Unidos.

México es un país con un saldo general positivo en las exportaciones de camarón, aunque domina el mercado local. México produjo 219 mil toneladas de camarón en 2020 (incluyendo acuicultura y pesca de captura) de las cuales se exportaron 32 mil toneladas, es decir, solo el 14.6% de la producción salió del país. Para el camarón mexicano, EE. UU. Representa el 80% del volumen total de las ventas de exportación (pesca y acuicultura), es decir, se exportan alrededor de 25 mil toneladas a EE. UU. Si bien Estados Unidos es el principal comprador de camarón mexicano, para Estados Unidos, México no forma parte de sus 5 principales proveedores, representando únicamente alrededor del 5% de las importaciones de camarón a este país.

Durante los próximos 12 meses, estas cifras pueden cambiar significativamente.

Tormenta perfecta para impulsar la acuicultura de camarón en México

1.- Derivado de la pandemia, los costos de envío y los espacios disponibles para carga y descarga de contenedores han sido un obstáculo para la industria en general, incluida la camaronicultura. Según el índice global de transporte de contenedores FBX, los costos del transporte marítimo global han presentado un aumento interanual promedio de 358%, pasando de 2,230 dólares (USD) por contenedor en octubre de 2020 (USD 2,230) a 10,215 dólares por contenedor en octubre de 2021. Esto es notorio en las rutas que van desde China y el este de Asia hacia los EE.UU., con un aumento promedio del 346% en los costos de flete.

Imagen obtenida en FBX

Esta ruta incluye a algunos de los exportadores de camarón más importantes a Estados Unidos como Indonesia, Tailandia y Vietnam, que han bajado significativamente sus exportaciones debido al aumento exponencial de costos y la incapacidad para competir con los precios internacionales.

Uno de los países que ha estado capitalizando esta oportunidad es Ecuador. El camarón ecuatoriano alcanzó un récord histórico tanto en volumen como en valor de las exportaciones en el tercer trimestre del año, principalmente por el aumento de la presencia en el mercado estadounidense. México, con más de 3,000 kilómetros de frontera terrestre con EE.UU., tiene capacidad para transportar el producto por vía terrestre, esquivando las dificultades asociadas al espacio portuario, lo que le permite monopolizar el mercado que deja vacante a Asia.

2.- El uso de vacunas COVID-19 y la rapidez de su aplicación en Estados Unidos ha permitido la reapertura de la industria de la hospitalidad (hoteles, restaurantes, espectáculos, etc.). A esto se suma un incremento en el consumo de camarón de venta al menudeo (en supermercados, pescaderías e incluso por internet), lo que abre un panorama de mayor demanda del producto. Además, se ha observado que la demanda de camarones de tamaño grande se ha debilitado, pero los tamaños medianos y pequeños experimentaron aumentos en las ventas en el comercio minorista consolidado, con el camarón de acuicultura dominando el mercado de estos tamaños.

3.- Derivado de errores administrativos, el camarón mexicano de pesca sufrió un embargo en el mercado estadounidense entre junio y octubre de 2021. Sin embargo, este no fue el caso del camarón de cultivo, que siempre tuvo la posibilidad de ingresar al mercado estadounidense y llevarse la cuota de mercado correspondiente que correspondía al sector pesquero. Actualmente, el camarón de cultivo mexicano representa menos del 1% del total de camarón exportado a Estados Unidos (dominado por el camarón de pesca), que tiene un mercado valorado en un promedio de 21.7 millones de dólares (USD) por año, solo para México.

Datos obtenidos de IHS Markit

Según el último informe disponible, México produjo 158 mil toneladas de camarón de acuicultura en 78 mil hectáreas cultivadas, es decir, tiene un rendimiento promedio de 2 toneladas por hectárea. La urgencia de la ventana de oportunidad que se presenta no da lugar a un aumento en la infraestructura productiva en el corto plazo, sin embargo, el desempeño productivo puede incrementarse significativamente utilizando la misma infraestructura y mejorando la gestión (por ejemplo, se estima que la productividad de L. vannamei puede estar entre 2 y 15 toneladas por hectárea; Ecuador presenta una productividad de entre 3 y 6 toneladas por hectárea, India produce alrededor de 5 toneladas por hectárea y Vietnam entre 6 y 15 toneladas por hectárea). Un aumento de 2 a 4 toneladas por hectárea (que es similar al promedio de productividad mundial) es posible simplemente cambiando las estrategias de manejo y los métodos productivos.

Una vez capitalizada esta oportunidad, es posible mantener el mercado ganado mediante la reinversión focalizada en un aumento de infraestructura que, sumado a la mejora en las prácticas productivas, puede mantener a México como uno de los principales productores de camarón a nivel mundial.

2 thoughts on “Potenciando la industria camaronícola en México: el momento es ahora.

  1. Excelente artículo.. Es importante la tecnificación y electrificacion de las granjas de camarón entre las principales.. Pendientes del siguiente.. Saludos

    1. Estamos absolutamente de acuerdo. La tecnificación junto con la mejora de la infraestructura y las operaciones son algunos de los elementos clave para poder potenciar la actividad camaronícola en México. El incremento de la productividad está al alcance de la mano, es cuestión de tomar el riesgo, obviamente, de forma calculada.

Leave a Reply

Your email address will not be published.